Skip to content

¿Debería Facebook tener un botón de “No me gusta”? Yo digo que sí

agosto 18, 2010

Mientras Twitter se hace su propio botón “Me gusta” al estilo Facebook, en ésta última surge un nuevo botón “No me gusta”. Pero no lo den por cierto, el botón “No me gusta” es falso, al menos por ahora.

La Gran Estafa del botón “No me gusta”

De momento, el botón “No me gusta” es un engaño que circula por Facebook, tal como se explica en PCWorld. El engaño consiste, básicamente, en que mediante una falsa actualización de estado de uno de tus contactos recibes un mensaje del tipo “Obtén el botón oficial de NO ME GUSTA, AHORA!!” seguido de una dirección acortada, la cual nos lleva a responder un cuestionario (lo que resulta en oro para alguien) y de premio recibimos un legítimo componente (plugin) para Firefox que no tiene nada que ver con lo ofrecido.

Facebook alerta (tarde como siempre)

Facebook ha publicado una alerta oficial sobre el engaño del botón “No me gusta”, lo cual ocurrió sólo después que el investigador de Sophos Security Graham Cluley escribió sobre él y otros medios importantes como CNN reprodujeron la noticia. Por cosas como ésta uno se pregunta en qué pasarán su tiempo los técnicos encargados de la seguridad de Facebook.

Por qué no debería existir este botón

A pesar de que este botón “No me gusta” no existe de manera oficial dentro de Facebook, a mí sí me gustaría que existiera. En cambio, autores más serios y menos cínicos como Erik Qualmman opinan que tal botón no debería existir. Qualmann expone en su blog 3 razones para ello:

  1. La máxima necesidad humana es la aceptación, después de las necesidades de supervivencia y de seguridad. Una de las razones del éxito de las redes sociales es sentirse valorado.
  2. Incentiva la energía negativa. Las redes sociales son colaborativas y aprovechan la sinergia de grupo, en cambio la crítica puede hacer mucho daño a ese espíritu colaborativo.
  3. Invita al engaño y no es algo que aporte valor a Facebook.

Y por qué sí

Mis humildes razones, humildes porque no soy autor de un bestseller como Qualmann, son las siguientes:

  1. Por no limitar nuestra libertad de expresión. Tenemos derecho a decir qué nos gusta y qué nos disgusta.
  2. Por romper el condicionamiento apático que Facebook nos impone. Esta red social nos está enseñando, sobre todo a los más jóvenes: “si algo te gusta dilo, y si no te gusta no digas nada”.
  3. Porque somos humanos, y el disgusto es una emoción humana tan válida como el gusto. Amamos, odiamos. Somos seres humanos interactuando con otros seres humanos. Y queremos seguirlo siendo así en la tierra como en el internet.
  4. Porque aporta valor a la comunicación entre personas y eso podría aportar valor a Facebook.

He dicho.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: